LOGIN
Inicio Internacional Olaf Scholz ha sido criticado por su enfoque vacilante para apoyar militarmente a Kiev

Olaf Scholz ha sido criticado por su enfoque vacilante para apoyar militarmente a Kiev

by Noticias al Despertar

Berlín ha flexibilizado su política restrictiva de exportación de armas para suministrar a Kiev armas letales, pero persisten las fricciones

Bruselas, Bélgica. A lo largo de la guerra de Rusia contra Ucrania, la política exterior, comercial y de seguridad de Alemania ha estado bajo el microscopio.

El actual gobierno alemán, una coalición de los Socialdemócratas (SPD), los Verdes y los Demócratas Libres, ha sido acusado repetidamente de adoptar una línea relativamente blanda hacia Moscú, en comparación con sus aliados europeos y estadounidenses.

El SPD y ex políticos y diplomáticos alemanes también han sido recriminados por cometer errores históricos en sus tratos con Rusia.

El embajador de Ucrania en Alemania, Andriy Melnyk, acusó al SPD de albergar “políticas afines a Putin” y dijo en un tuit: “El SPD aún no se ha despedido de su ignominioso pasado en Rusia. Una cosa es admitir los errores y otra cosa es sacar las conclusiones correctas y actuar con valentía hoy”.

Wolfgang Ischinger,  exembajador de Alemania en los Estados Unidos, quien también se desempeñó como presidente de la Conferencia de Seguridad de Munich de 2008 a 2022, explicó que la política de Rusia de Alemania tiene sus raíces en la historia.

“Después del final de la Segunda Guerra Mundial, un gran grupo de alemanes creyó que si hoy hay estabilidad en el país es porque cientos de miles de soldados de la Unión Soviética abandonaron el territorio alemán sin disparar un solo tiro”, dijo a Al. Jazeera.

“Muchos en Alemania creen que el país tiene una cierta deuda de gratitud con el Kremlin, iniciando a su vez asociaciones económicas y políticas con Rusia”.

Pero Ischinger dijo que, a lo largo de los años, Alemania no se ha dado cuenta de que Rusia ya no está interesada en asociarse.

“Rusia ha estado ansiosa por hacer retroceder el reloj en el tiempo a la era soviética, desde hace bastante tiempo”, dijo. “Berlín siguió creyendo en la idea de la asociación, incluso cuando otros ya habían comenzado a advertir a Alemania que probablemente pagaría un precio por no abandonar esta idea”.

Actualmente, agregó, “es importante entender que en Berlín tenemos tres partidos políticos diferentes que adoptan ideologías y filosofías variadas, lo que hace que formular una política unida ante cualquier crisis sea un desafío”.

Vínculos con Rusia

El presidente Vladimir Putin ha estado intensificando la postura agresiva de Rusia durante años, con la guerra de Georgia en 2008 y la anexión de Crimea en 2014.

Aun así, los lazos de Berlín con Moscú se han mantenido fuertes.

Según la Oficina Federal de Estadística de Alemania, el comercio con la Federación de Rusia aumentó en enero de 2022 en comparación con enero de 2021. Las exportaciones alemanas a Rusia aumentaron un 30,7 %, mientras que las importaciones crecieron un 57,8 % en comparación con el año anterior.

Desde que comenzó la guerra en Ucrania, Berlín ha comenzado a eliminar gradualmente sus relaciones comerciales imponiendo sanciones contra los oligarcas y las empresas rusas y apoyando una prohibición propuesta por la Unión Europea sobre el petróleo ruso .

Pero algunos funcionarios alemanes continúan manteniendo una estrecha relación con el Kremlin.

El excanciller alemán Gerhard Schröder ha mantenido puestos clave en la empresa petrolera rusa Rosneft y en el gigante energético Gazprom. Si bien ha participado en los esfuerzos para negociar la paz, se ha criticado su vínculo con Putin.

“Durante mucho tiempo, los responsables de la toma de decisiones en Alemania tenían la ilusión de un enfoque de política de ‘cambio a través del comercio’. Sin embargo, Gerhard Schröder en particular también ha perdido su ‘brújula democrática’ hacia Rusia al convertir sus estrechos vínculos con Putin en un beneficio personal para sí mismo y al negarse a desvincularse del líder ruso, a pesar de la agresión de Rusia en Ucrania”, dijo Stefan Scheller, un miembro asociado del Consejo Alemán de Relaciones Exteriores dijo a Al Jazeera.

Pero, según Ischinger, las relaciones y asuntos comerciales del ex canciller son un asunto privado.

“Alemania tiene un sistema, que es un sistema basado en la libertad. El ex canciller puede realizar cualquier negocio que desee hacer, como cualquier otra persona. Casi todos lo critican todos los días porque a la gente no le gusta su estrecha asociación con el Kremlin. Pero ese es su problema y no el problema del gobierno alemán”, dijo a Al Jazeera.

Scholz se niega a visitar Kiev

Mientras tanto, el canciller Olaf Scholz molestó recientemente a algunos cuando dijo a la emisora ​​alemana ZDF que no visitaría Kiev, una decisión que se tomó después de que Ucrania rechazara al presidente alemán Frank-Walter Steinmeier.

Ucrania había dicho que Steinmeier no sería bienvenido en la capital debido a sus estrechas relaciones con Putin. Pero el presidente ha admitido que “se equivocó con Putin” y que el proyecto Nord-Stream 2 , ahora detenido , que defendía, fue un error.

Refiriéndose a Scholz, el embajador de Ucrania en Alemania, Andrij Melnyk, dijo que su negativa a visitar aparentemente como represalia no suena muy “estadista”.

Esta no era la primera vez que Ucrania denunciaba las acciones de un canciller alemán.

A principios de abril, el presidente ucraniano Volodímir Zelenski se refirió a la decisión de la excanciller alemana Angela Merkel y el expresidente francés Nicolas Sarkozy de bloquear la candidatura de Ucrania a la OTAN como un “error de cálculo” que condujo a “la guerra más horrible en Europa desde la Segunda Guerra Mundial”.

Ischinger le dijo a Al Jazeera Berlín que apoyaba incondicionalmente a Ucrania y agregó: “No estoy de acuerdo con la afirmación de que Alemania no es capaz de seguir exactamente la misma política que nuestros socios han estado siguiendo hacia Ucrania.

“De hecho, antes de que comenzara la guerra, Alemania era uno de los principales países europeos que brindaba apoyo económico al gobierno ucraniano desde la anexión de Crimea. Así que no es justo decir que Berlín todavía se aferra a la idea de asociarse con Rusia”.

Armas letales: un tema divisivo

En un esfuerzo por impulsar militarmente el apoyo de Alemania a Ucrania, Scholz recientemente suavizó la política restrictiva de exportación de armas de Berlín y acordó suministrar armas letales y tanques Gepard a Kiev.

Cuando algunos manifestantes alemanes lo criticaron como belicista, Scholz pronunció un discurso feroz el día del trabajo y dijo: “Respeto cualquier pacifismo, respeto cualquier actitud. Pero a un ciudadano de Ucrania le debe parecer cínico que le digan que luche contra la agresión de Putin sin armas”.

“Es cierto que Alemania ha tardado en apoyar a Ucrania. Pero no es cierto que nunca aparecimos”, dijo Ischinger. “Hemos aprendido de nuestros errores del pasado y el gobierno ahora está en el camino correcto para defender a Ucrania junto con otras naciones de la UE y dar forma al nuevo futuro de la seguridad europea”.

Podria Gustarte