Conecta con nosotros

Ciencia

Se trata de un calamar de una especie única que fue vista por primera vez

Publicado

on

Emite luces y es de una belleza increíble

Las tenebrosas profundidades oceánicas no son precisamente acogedoras para las criaturas terrestres. Además de la falta de luz para ver y de aire para respirar, el peso de toda el agua de arriba crea una presión aplastante.

Pero esta parte del mundo sin luz está repleta de vida propia; vida que ha evolucionado para prosperar en estas condiciones, una vida que no se parece a nada que pueda encontrar en las costas más secas, explica Science Alert.

Se trata de una especie única que fue vista por primera vez, gran parte de esta vida, durante gran parte de la historia de la humanidad, ha sido inaccesible. Ha estado ahí abajo, en la penumbra, haciendo lo suyo. Pero la invención relativamente reciente de vehículos submarinos operados a distancia, o ROV, finalmente nos está abriendo los ojos a este mundo oscuro, extraño y silencioso.

Un calamar único

En octubre de 2019, los científicos del Schmidt Ocean Institute, a bordo del barco de investigación Falkor se encontraron con una criatura así mientras pilotaban el ROV SuBastian: un calamar de otro mundo, rara vez visto por los ojos humanos, informa Science Alert.

Este género habita en las profundidades mesopelágicas y batipelágicas inferiores del océano, hasta 4.000 metros de profundidad, casi por completo fuera del alcance de los rayos del sol.

El Planctoteuthis capturado en las raras imágenes (ahora resurgido por el instituto con motivo de su segundo aniversario) se parece muy poco a lo que esperarías que se viera un calamar, informa Science Alert.

Tiene una cola larga y ornamentada con muchos apéndices; por el contrario, sus brazos parecen bastante pequeños. En este individuo, la cola está decorada con largas serpentinas azules y células llamadas iridóforos que brillan cuando el calamar se mueve a través del agua es fosforecente y con luminiscencias, es de una belleza única.

Estos iridóforos son pilas de células muy delgadas que pueden reflejar la luz en diferentes longitudes de onda. Aquí, brillan dorados, reflejando la luz que brilla en los faros del ROV. En las condiciones de penumbra en las que suele vivir el calamar, estas células pueden aprovechar la poca luz que hay disponible para parpadear y destellar, aunque se desconoce el propósito de esto, podría ser para atraer presas, ahuyentar a los depredadores o comunicarse con otros calamares, o tal vez una combinación.

Muchos misterios

Este pequeño y delicado género de calamares se conoce en gran parte por muestras extraídas de las profundidades y dañadas en el proceso. Solo hemos visto a Planctoteuthis vivo en su hábitat natural muy raramente, por lo que hay muchas cosas que no sabemos.

Un calamar de "otro planeta" fue filmado a 4000 metros de profundidad

Por ejemplo, los científicos han encontrado en las muestras características que generalmente solo se ven en calamares juveniles. Esto sugiere que el género podría ser neoténico o lento para madurar. Tampoco sabemos la razón de las colas largas y elaboradas.

Sin embargo, cuando una criatura no se parece a su especie, es muy probable que se parezca a otra cosa. A esto se le llama mimetismo , y en el reino animal a menudo confiere una ventaja para evitar a los depredadores.

Se cree que este Planctoteuthis específico se asemeja a un sifonóforo, un animal compuesto que posee células urticantes y emite luz para atraer a sus presas.

Planctoteuthis podría estar secuestrando la apariencia de un sifonóforo para tratar de atraer presas similares, pero también para repeler a los depredadores que normalmente estarían preocupados de ser picados por un sifonóforo.

A medida que continuamos sumergiéndonos en las profundidades del océano, solo podemos aprender más sobre estos misteriosos calamares. 

Cada expedición trae avistamientos raros que nos cuentan un poco más de este mundo inquietante, hermoso y misterioso.

Sigue leyendo
Publicidad
Click para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ciencia

Un asteroide pasará por la Tierra a 4.000 mph en diciembre

Publicado

on

Un asteroide del tamaño de la Torre Eiffel pasará por la Tierra a principios del próximo mes.

El asteroide, designado como 4660 Nereus por la NASA, está listo para rozar el planeta el 11 de diciembre. Midiendo alrededor de 1,080 pies de largo, la robusta roca espacial viajará a alrededor de 4,000 mph.

A pesar de que está configurado para pasar a una distancia segura (2.4 millones de millas de distancia), la Nasa todavía lo ha designado como un asteroide potencialmente peligroso (PHA) . Eso es porque, si algo cambiara su trayectoria, cualquier impacto sería devastador para la humanidad.

Un gran asteroide pasará cerca de la Tierra en la época navideña |  Internacional | Noticias | El Universo

Sin embargo, la NASA está muy interesada en 4660 Nereus, que se identificó por primera vez en 1982. La agencia espacial estima que podría ser un buen objetivo para la exploración, ya que a menudo pasa cerca de la Tierra. Su acercamiento más cercano fue en 2002.

En el transcurso de los próximos 175 años, su órbita volverá a girar cerca de la Tierra 12 veces. Orbita alrededor del sol cada 664 días y debe pasar cerca de nuevo en marzo de 2031 y noviembre de 2050.

En 2060, se acercará aún más a la Tierra, pasándonos solo 750,000 millas según los cálculos.

Cuando nos pase el próximo mes, este asteroide navideño estará diez veces la distancia a la luna.

Asteroide navideño" pasará por la Tierra a 4.000 mph en diciembre - Loving  Valencia

Los expertos espaciales dicen que 4660 Nereus es más grande que el 90% de los asteroides, pero aún es pequeño en comparación con los más grandes que han observado.

El asteroide más grande que pasó la Tierra este año llegó en marzo y fue apodado el asteroide ‘Dios del Caos’.

Sigue leyendo

Ciencia

Astrónomo de Harvard vuelve a remecer la ciencia

Publicado

on

Ahora teoriza que nuestro Universo podría ser el proyecto de química de alguien

Las conjeturas de Abraham Loeb siempre suscitan revuelo. Ya antes predijo que una extraña forma captada por la Agencia Espacial Europea, en realidad eran restos de una nave espacial. El tema es que sus tesis no pueden dejar indiferentes a nadie debido a su impresionante currículo científico. Y ahora, volvió a hacerlo. No en vano ha sido catalogado como “el entusiasta de los extraterrestres más distinguido en términos académicos”.

La próxima generación de telescopios, los más potentes del mundo, muchos de los cuales se construirán en Chile, probablemente permitan resolver muchas de las preguntas más ancestrales de la humanidad, incluyendo la de si estamos solos.

Astrónomo de Harvard vuelve a remecer la ciencia: ahora teoriza que nuestro  Universo podría ser el proyecto de química de alguien - La Tercera

Sin embargo, hay una pregunta que probablemente permanecerá sin respuesta: si el Universo se originó en un Big Bang, ¿que había antes de él? Según un nuevo artículo de opinión del profesor Abraham Loeb (publicada recientemente en la revista Scientific American), la respuesta puede ser intrigantemente fascinante. De acuerdo al científico, el cosmos tal como lo conocemos puede ser un “Universo bebé” creado por una civilización tecnológica avanzada en un laboratorio.

No es la primera vez que Loeb remece los cimientos de la ciencia con sus exóticas teorías. Como expresidente (2011-2020) del Departamento de Astronomía de la Universidad de Harvard, director fundador de la Iniciativa Agujero Negro de Harvard (BHI), director del Instituto de Teoría y Computación (ITC) del Centro Harvard-Smithsonian de Astrofísica ( CfA), y uno de los investigadores principales del Proyecto Galileo, las teorías de Loeb no pueden pasarse por alto.

El astrónomo es autor del exitoso libroExtraterrestre: El primer signo de vida inteligente más allá de la Tierra, que concluyó la posibilidad de que el objeto interestelar llamado Oumuamua, en realidad es una sonda artificial.

Astrónomo de Harvard vuelve a remecer la ciencia: ahora teoriza que nuestro  Universo podría ser el proyecto de química de alguien - La Tercera

Su más famosa teoría fue publicada en la revista científica Astrophysical Journal Letters. El reporte que apareció en octubre de 2018 lleva el críptico título de “¿Podría la presión de la radiación solar explicar la peculiar aceleración de Oumuamua?”, tiene apenas cinco páginas y está repleto de complejos cálculos de trayectorias y aceleraciones. Pero sus conclusiones remecieron a la comunidad astronómica y a los entusiastas de la vida extraterrestre, como señaló un artículo de La Tercera.

Loeb y un estudiante de posdoctorado establecen que, en base a su análisis, una “posibilidad” es que Oumuamua sea algún tipo de vela de navegación espacial que viaja por el cosmos “como el desecho de algún avanzado equipo tecnológico”. Incluso, plantean que un “escenario más exótico es que Oumuamua quizás sea una sonda completamente operacional enviada intencionalmente a las cercanías de la Tierra por una civilización alienígena”. Esas palabras bastaron para convertir a Loeb en lo que el diario The Washington Post calificó como “el entusiasta de los extraterrestres más distinguido de esta era en términos académicos; el astrónomo top de Harvard que sospecha que tecnología de otro Sistema Solar acaba de aparecer en nuestra puerta”.

Astrónomo de Harvard vuelve a remecer la ciencia: ahora teoriza que nuestro  Universo podría ser el proyecto de química de alguien - La Tercera

Ha habido muchas muchas conjeturas sobre lo que podría haber existido antes del Big Bang. Algunos de las teorías más populares incluyen que el Universo emergió de una fluctuación del vacío o que es un proceso cíclico con períodos repetidos de contracción y expansión: Big Bang, Big Crunch, y asi en una eterna repetición.

Incluso existe la noción de que el Universo nació de la materia colapsando dentro de un agujero negro en otro Universo, que luego rebotó para formar el otro lado del puente Einstein-Rosen (un “agujero de gusano”) donde nuestro Universo fue concebido. Una versión similar de este argumento afirma que el Big Bang podría haber sido un “agujero blanco” supermasivo que se formó a partir de un agujero negro supermasivo (SMBH) en nuestro universo padre.

Otra teoría más es que nuestro Universo es una consecuencia de la interpretación de la teoría de cuerdas del multiverso, donde coexisten universos infinitos, y cada posibilidad se desarrolla un número infinito de veces. Según Loeb, esto podría tomar la forma de nuestro Universo creado en un laboratorio por una civilización avanzada. “Dado que nuestro Universo tiene una geometría plana con una energía neta cero, una civilización avanzada podría haber desarrollado una tecnología que creó un universo bebé de la nada a través de un túnel cuántico”.

De acuerdo a su teoría, y según explica un artículo de Universe Today su tesis está libre de razonamiento antrópico, que esencialmente establece que el Universo fue seleccionado para que existamos en él. Formalmente conocido como el Principio Antrópico, esto se opone al Principio Copernicano (o Principio Cosmológico) que sostiene que no hay nada especial o único sobre la humanidad o el espacio que ocupamos en el Universo. Sin embargo, el mero hecho de que ligeras variaciones en las leyes de la física descartarían la vida parecería sugerir que somos afortunados.

En los últimos años, de acuerdo al artículo, se ha sugerido que la teoría del multiverso es una posible resolución para el Principio Antrópico. La teoría del Universo Bebé es consistente con esta idea, ya que teoriza que el Universo da lugar a civilizaciones avanzadas que son impulsoras de un proceso de selección cósmico darwiniano. En la actualidad, la humanidad no está lo suficientemente avanzada como para replicar las condiciones cósmicas que llevaron a nuestra existencia.

Astrónomo de Harvard vuelve a remecer la ciencia: ahora teoriza que nuestro  Universo podría ser el proyecto de química de alguien - La Tercera

Mientras que una civilización que pudiera recrear estas condiciones cósmicas (es decir, producir un “Universo bebé” en un laboratorio) entraría en la clase A en esta escala cósmica propuesta, una civilización de clase B podría ajustar las condiciones en su entorno inmediato para que sea independiente de su estrella anfitriona. Dada nuestra situación actual, la humanidad es actualmente de clase C o D ya que no podemos recrear las condiciones habitables en nuestro planeta (cuando nuestro Sol muere) y estamos destruyendo descuidadamente el planeta Tierra a través del cambio climático.

Pero eventualmente, concluye el artículo, la humanidad puede llegar al punto en que nos convertimos en una civilización de clase A y podemos participar en el proceso hipotético de reproducción cósmica. ¿Quién sabe? Tal vez incluso seamos capaces de crear un universo bebé que sea una mejora con respecto al nuestro. Loeb sostiene que tales esperanzas pueden ser un poco optimistas, pero que la perspectiva de la procreación cósmica presenta algunas posibilidades muy inspiradoras.

Sigue leyendo

Ciencia

Señales de radio sugieren la existencia de planetas ocultos

Publicado

on

Este descubrimiento es un paso importante para la radioastronomía y podría potencialmente conducir al hallazgo de planetas en toda la galaxia

Un equipo de astrónomos publicó este lunes un la revista Nature un estudio en el que revelan haber detectado señales de radio provenientes de cuatro estrellas enanas rojas que podrían indicar la presencia en sus órbitas de planetas invisibles para nuestros telescopios.

Hemos descubierto señales de 19 estrellas enanas rojas distantes, cuatro de las cuales se explican mejor por la existencia de planetas que las orbitan, declaró Benjamín Pope, físico de la Universidad de Queensland (Australia). “Este descubrimiento es un paso importante para la radioastronomía y podría potencialmente conducir al hallazgo de planetas en toda la galaxia

Para detectar las señales, los investigadores debieron utilizar el radiotelescopio de baja frecuencia más potente del mundo, situado en Países Bajos, y se inspiraron en fenómenos de nuestro propio sistema solar para realizar la búsqueda.

“Sabemos desde hace mucho tiempo que los planetas de nuestro propio sistema solar emiten poderosas ondas de radio cuando sus campos magnéticos interactúan con el viento solar”, explicó Pope.

En el Sol, no obstante, no se produce un efecto similar, ya que su campo magnético no es lo suficientemente fuerte y las distancias con los planetas que lo orbitan son demasiado grandes, pero las enanas rojas son diferentes. Se trata de estrellas pequeñas y muy antiguas que tienen campos magnéticos mucho más poderosos que los del Sol, así como exoplanetas que podrían hallarse muy cerca de ellas.

El hecho de que se hayan captado señales de radio en cuatro enanas rojas, por lo tanto, podría significar que están siendo orbitadas por cuerpos celestes todavía indetectables mediante los métodos de observación astronómica actuales.

No podemos estar 100 % seguros de que las cuatro estrellas que creemos que tienen planetas son de hecho huéspedes planetarios, pero podemos decir que una interacción planeta-estrella es la mejor explicación a lo que estamos viendo, señaló Pope, quien concluye que, pese a que las observaciones de seguimiento han descartado planetas más masivos que la Tierra (…) no hay nada que diga que un planeta más pequeño no haría esto.

Sigue leyendo

Trending


Notice: ob_end_flush(): failed to send buffer of zlib output compression (0) in /home/noticiasaldes/public_html/wp-includes/functions.php on line 5107

Notice: ob_end_flush(): failed to send buffer of zlib output compression (0) in /home/noticiasaldes/public_html/wp-content/plugins/really-simple-ssl/class-mixed-content-fixer.php on line 110