Conecta con nosotros

Estados Unidos

Giro inesperado: siete estados desafían a Biden y Trump con posibilidades

Publicado

on

Nadie se lo esperaba. Donald Trump ha vuelto a sorprender y ha sacado, en el último momento, un as que tenía bajo la manga y del que no se ha sabido nada hasta ahora. Si bien el Colegio Electoral ha dado por ganadora la candidatura de Joe Biden y Kamala Harris, estas victorias aún no han sido certificadas, tal y como se puede comprobar en la página web del mismo Colegio Electoral. Hasta el 6 de enero nada es definitivo. Y en vista de la estrategia empleada por Trump, la supuesta victoria de Biden peligra. Veamos.

Primeramente, pese a que los medios de comunicación se empeñen en proclamar a Biden como nuevo presidente, lo cierto es que la certificación de los resultados del ganador lo debe hacer el Congreso, que se reunirá el 6 de enero, por lo que el mainstream está emitiendo titulares falsos acerca de la victoria certificada de Biden. El mismo Colegio Electoral lo indica en su página web.

El Congreso es el encargado de contar los votos electorales y, si ha habido alguna circunstancia especial, resolverla. El caso es que sí se ha dado esa circunstancia especial que haría que esta votación fuera diferente. Trump ya advertía de que los estados de la disputa acusados de fraude electoral iban a “cometer un delito si votaban por Joe Biden”. Pero, antes que nada, para entender mejor la estrategia empleada por Trump, tenemos que olvidarnos por completo de otro sistema electoral, ya que en Estados Unidos es totalmente diferente. Veamos.

Padres Fundadores

Estados Unidos es una República Constitucional, la más antigua del mundo. En la Constitución americana, el presidente es el representante de los intereses de los estados de la Unión frente a los intereses de las instituciones federales. Los que eligen al presidente son los legisladores, o lo que es lo mismo, los miembros de las cámaras legislativas de cada estado. Arizona tiene sus propios legisladores, Pensilvania igual, y así sucesivamente.

Aquí viene ahora el quid de la cuestión. Los que eligen al presidente son esos legisladores, esos miembros de las cámaras de cada estado. ¿Y el voto popular? ¿El de la gente? Pues bien, el voto popular es únicamente un indicativo de lo “que quiere el pueblo”, pero, ante todo, no es vinculante. El voto popular influye, pero los legisladores pueden nombrar después al presidente que crean conveniente. Esto cuesta de entender, pero es que los Padres Fundadores lo dejaron todo muy bien atado. Crearon los contrapesos legales suficientes para que los estados de la Unión “nunca fueran víctimas de la tiranía de la mayoría”. De este modo, los Padres Fundadores se blindaron bien contra estrategias totalitarias venideras.

Prosigamos. Una vez que sabemos que los legisladores son los que deciden finalmente quién será el presidente de los EEUU, tenemos que conocer que ellos no depositan ningún voto en una urna. Lo que hacen es que eligen a los electores, personas que se comprometen a votar lo que han elegido los legisladores. Este 14 de diciembre, después de estas elecciones, el Colegio Electoral esperaba a los electores de cada estado. Y cada estado tiene un número de electores que votan “lo que dice el pueblo”. Pensilvania, por ejemplo, tiene más electores que Nevada. Pero, y esto es importante, los electores pueden cambiar de parecer en el último momento y los legisladores también pueden enviar electores que voten algo que no ha decidido “el pueblo”. Recordemos que el voto popular solo influye, no es decisivo.

¿Qué ha pasado?

Ahora vamos al meollo del asunto. Lo que ha sucedido es que siete estados, donde habían ganado supuestamente los demócratas, han emitido dos listas de electores porque los legisladores no se han puesto de acuerdo. Los legisladores republicanos han emitido, por ejemplo, en Pensilvania, 20 electores que van a votar por Trump. La cosa es que los legisladores demócratas también han emitido otra lista de 20 electores en Pensilvania que van a votar por Biden. Un mismo estado va votar por ambos candidatos. Y esto no puede ser. Es inviable.

El problema es que siete estados han enviado dos listas paralelas de votos electorales. Lo que quiere decir que los grupos de electores de Pensilvania, Georgia, Michigan, Winsconsin y Arizona, Nevada y Nuevo México han votado por Trump y por Biden. Todos ellos suman 84 votos electorales. 84 votos que serán anulados con toda probabilidad en el Congreso, el 6 de enero, fecha en la que se certifica al ganador.

Trump coordinó esta acción con los legisladores republicanos de cada uno de estos estados. Pero no dijo ni pío. Hasta ahora. Los legisladores republicanos de cada uno de estos estados se han protegido a sí mismos legalmente en el caso de que las demandas por fraude electoral prosperen y den la razón al equipo jurídico de Trump. Con este gesto, el líder republicano gana tiempo para que la justicia se pronuncie e influir, de este modo, en el resultado final de las elecciones. Hay que recordar que la única fecha límite que marca la Constitución de EEUU es el 20 de enero.

Cabe destacar que, en medio de todo este lío, los electores que iban a votar por Trump, por ejemplo, en el Capitolio de Michigan, se encontraron que el edificio estaba acordonado por policías. El Gobernador demócrata había enviado a los agentes para que no entraran los electores de Trump. Casi parecía un golpe de estado.

Mike Pence tiene la sartén por el mango

Por todas esas razones, lo que ocurra el 6 de enero será crucial. Cuando el Congreso celebre la sesión conjunta, los votos del Colegio Electoral de cada estado comenzarán a contarse por orden alfabético. Al llegar a Arizona, el Senado interrumpirá la sesión. Al encontrarse con dos listas electorales, de republicanos y demócratas, el Senado tendrá que deliberar y determinar qué hacer con el “empate” en Arizona, y con los otros seis estados que han hecho lo mismo.

No hay que olvidar que los republicanos son mayoría en el Senado. Y Mike Pence, actual vicepresidente en funciones de EEUU, es el presidente del Senado. Lo que está previsto que suceda es que Pence opte por anular los votos de Arizona y así sucesivamente con el resto de estados, los cuales han presentado doble lista de votos para demócratas y republicanos. Es así como 84 votos electorales desaparecerán.

Esto provocaría que ni Trump ni Biden consigan alcanzar el número necesario de votos electorales para ser presidente de EEUU, que son 270 votos en total. Entonces, el Congreso confirmaría solo 232 votos electorales para Trump y 227 para Biden. En este punto, se activaría la Duodécima Enmienda, dado que se requerirá lo que se llama una “elección contingente” en la Cámara de Representantes para determinar quién será el próximo presidente. Esto significa que cada estado pasa a tener un voto únicamente. Pensilvania ya no tendrá 20 votos electorales, sino uno, al igual que todos los estados. Mike Pence tendrá la sartén por el mango y es más que seguro que se llegue a esta situación. Hasta la CNN, cadena que abomina de Trump, lo reconoce.

Elección contingente

Los analistas políticos americanos explican que, en “una elección contingente”, que supone un voto por cada estado, los estados republicanos votarían por el presidente Trump, y los estados demócratas votarían por Biden. En este caso, encontramos que hay 27 estados republicanos y 20 estados demócratas. La mayoría la tendría Trump y se proclamaría de nuevo presidente de los EEUU.

Las demandas de fraude y los informes forenses que han detectado que Dominion “está diseñado para cometer fraude y tiene errores de casi el 70%”, son parte de la argumentación que tienen los republicanos para acudir a esta estrategia. Y según el abogado constitucional Ivan Raiklin, “hay evidencia de que este proceso ya está en marcha en el Senado de Estados Unidos”. Así que todavía queda disputa para rato. /Con información de LibertadDigital.com

Estados Unidos

Exsecretario de Estado de EE.UU Colin Powell, muere por complicaciones del covid-19

Publicado

on

Por

Colin Powell, ha fallecido este lunes a sus 84 años de edad, debido a complicaciones derivadas de la enfermedad del Covid-19, según ha informado su familia en un post de Facebook. Según indican, estaba completamente vacunado contra el virus

El exsecretario de Estado de Estados Unidos Colin Powell ha fallecido este lunes debido a complicaciones derivadas de la COVID-19.

Muere Colin Powell, antiguo secretario de Estado de EE UU, a los 84 años por  complicaciones por la covid | Internacional | EL PAÍS

Nacido en Nueva York, Powell, general de cuatro estrellas, ha fallecido en el centro médico militar Walter Reed, ubicado a las afueras de Washington.

Queremos dar las gracias al personal médico del centro médico Walter Reed por su trato atento. Hemos perdido a un esposo, padre, abuelo cariñoso y excepcional, y a un gran estadounidense”, dice su familia en el post. 

Powell, que fue jefe del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas estadounidenses durante la presidencia de George Bush padre (1989-1993), se convirtió en el primer negro encargado de la diplomacia de EEUU en 2001 de la mano de George W. Bush.

General Colin Powell muere por complicaciones de COVID-19 a los 84 años

Considerado como uno de los héroes de la Guerra del Golfo Pérsico, Powell vivió uno los momentos más complicados de su carrera cuando pronunció un polémico discurso frente al Consejo de Seguridad de la ONU para defender la guerra en Irak. La comprobación de que las denunciadas armas de destrucción masiva no existían acabó manchando su historial. Aquella decisión fue descrita por él mismo, años después, como uno de los puntos más bajos de su trayectoria política.

Aunque ostentó cargos en administraciones republicanas, Powell se desmarcó más tarde de los conservadores: en 2008 y 2012 votó al demócrata Barack Obama, presidente entre 2009 y 2017. En 2016, respaldó la candidatura a la Casa Blanca de Hillary Clinton, en vez del republicano Donald Trump. En las elecciones de noviembre de 2020, volvió a pedir el voto para Joe Biden.

Sigue leyendo

Florida

EEUU: Informe forense indica que Gabby Petito murió por estrangulamiento

Publicado

on

Por

La joven de la Florida Gabby Petito murió estrangulada y se calcula que su fallecimiento ocurrió entre tres a cuatro semanas antes que hallaran su cuerpo cerca de un un campamento en el Parque Nacional Bridger-Teton, en Wyoming, mientras sigue la búsqueda del novio, persona de interés en el caso, en una reserva natural floridana. El médico forense del Condado Teton, Wyoming, Brent Blue, reveló la causa de la muerte de Petito en una conferencia de prensa virtual el martes y confirmó que la forma de muerte se considera un homicidio. Declinó decir cómo fue estrangulada la joven, si con las manos o con algún objeto, u otros detalles de la autopsia argumentando que una ley de Wyoming limita lo que pueden informar los médicos forenses en ese estado. “No puedo comentar sobre eso porque, como dije antes, los resultados de la autopsia no son de conocimiento público”, expresó. El médico dijo que se realizaron pruebas de toxicología, al tiempo que un patólogo y un antropólogo forense llevaron a cabo exámenes y el cuerpo fue sometido a una tomografía.

Al ser preguntado si Petito estaba embarazada, Blue dijo que no. El abogado de la familia de Laundrie, Steven Bertolino, reiteró que el joven solo se considera una persona de interés en la desaparición de Petito. “La muerte de Gabby Petito a tan temprana edad es una tragedia. Si bien Brian Laundrie está acusado actualmente del uso no autorizado de una tarjeta de débito que pertenece a Gabby, Brian solo se considera una persona de interés en relación con la desaparición de Gabby Petito. En este momento, Brian todavía está desaparecido y cuando lo localicen, abordaremos el cargo de fraude pendiente en su contra “, indicó en una declaración enviada a ABC News y NBC News. Una acusación de un gran jurado federal presentada en un tribunal en Wyoming en septiembre arguye que Laundrie presuntamente usó una tarjeta de Capital One Bank durante el período en el que Petito desapareció. La madre de Petito, Nichole Schmidt, refutó la declaración de Bertolino.

La Oficina Federal de Investigaciones (FBI) anunció el pasado 19 de septiembre que habían encontrado restos humanos cerca del Parque Nacional Grand Teton, Wyoming, y coincidían con la descripción de Petito que estaba desaparecida. Pero dijo que debían realizarse los exámenes forenses para confirmar si se trataba de la joven de 22 años que residía en North Port, Florida, con su prometido Brian Laundrie y la familia de este. La confirmación se informó el pasado 21 de septiembre. El cuerpo de la joven fue hallado una semana después de que Laundrie, de 23 años de edad, había desaparecido tras decir a sus familiares que iría al parque estatal Myakkahatchee Creek Environmental que se conecta con la vasta reserva natural Carlton, en el Condado Sarasota, en el oeste de la Florida.

Sigue leyendo

Florida

Precios de la gasolina están en su nivel más alto en Florida

Publicado

on

Por

Los conductores de la Florida están sintiendo más presión cada vez que surten a sus autos con combustible

El precio promedio de la gasolina subió 12 centavos la semana pasada y el actual de $3.17 es el más alto desde octubre de 2014, según la Asociación Estadounidense del Automóvil (AAA).

La AAA explicó este lunes que el efecto dominó de la pandemia de COVID-19 en la economía continúan afectando el mercado del petróleo. El precio del crudo subió la semana pasada debido a la preocupación de que lo que ya era un mercado mundial de combustibles ajustado, podría estar más ajustado este invierno. Y los precios de la gasolina están siendo arrastrados por ese camino.

Los precios de la gasolina en la Florida subieron 12 centavos la semana pasada, pasando de $3.05 a $3.17 por galón. El promedio estatal del domingo ($3.17) fue el promedio diario más alto desde octubre de 2014.

Lo creas o no, aumento de precios de la gasolina es bueno - South Florida  Sun-Sentinel

“El reciente salto en el surtidor está directamente relacionado con el aumento de los precios de los futuros”, dijo Mark Jenkins, portavoz de AAA – The Auto Club Group. “El precio más alto del crudo eleva el costo de producción de gasolina. Desafortunadamente, no está claro cuándo volverán a bajar estos precios”.

El precio del crudo estadounidense subió un 5% la semana pasada. Por contexto, el crudo rara vez superó los $75 por barril este año. Sin embargo, el viernes, se negoció brevemente por encima de los $80, antes de finalmente establecerse en $79,31. “Esa fue la liquidación diaria más alta desde octubre de 2014”.

El incremento del precio de la gasolina es un tema que preocupa al gobernador de la Florida, Ron DeSantis, quien se refirió al asunto en una conferencia de prensa en Winter Haven.

DeSantis dijo que está muy preocupado por el aumento porque considera que afectará a los residentes del estado que debido a motivos laborales tienen que utilizar sus vehículos todos los días y no descartó la posibilidad de que el alza dure un tiempo.

Jenkins detalló que lo que mueve al mercado en este momento son las preocupaciones sobre lo que sucedería si este invierno sería más frío de lo normal. El problema es que los precios del gas natural en Europa y Asia “se han triplicado, a un nivel que sería el equivalente a que los precios del petróleo alcancen los $200 por barril”.

Esto ha preocupado a los especuladores de que los países afectados recurran al mercado del petróleo para calefacción y generación de energía. Un mercado que ya está extremadamente ajustado en cuanto a suministros.

“El año pasado, la producción mundial disminuyó, después de que la pandemia provocara el colapso de la demanda de combustible. Este año, la demanda se ha recuperado, pero los productores de petróleo no han seguido el ritmo. Antes de la pandemia, el mercado global estaba sobre abastecido. Ahora la demanda supera a la oferta”, dijo

El portavoz de la AAA – The Auto Club Group destacó que “afortunadamente” EEUU puede estar protegido de la escasez de gas natural, ya que sus suministros son fuertes y, por lo general, se exporta muy poco.

Pero no está protegido de la rigidez del mercado del crudo, que siempre ha estado influenciado por factores globales, agregó

Los mercados en la Florida donde la gasolina es más costosa son West Palm Beach-Boca Raton ($3.32), Fort Lauderdale ($3.21) y Port St. Lucie ($3.20). Y en estas zonas metropolitanas es más económica: Pensacola ($3.12), Crestview-Fort Walton Beach ($3.14), Jacksonville ($3.14) y Punta Gorda ($3.14).

Sigue leyendo

Trending