Conecta con nosotros

Perú

El Comercio-Ipsos: George Forsyth continúa liderando la intención de voto con 19%

Publicado

on

Daniel Urresti y Keiko Fujimori ocupan el segundo lugar con 7%. Más de 20 posibles candidatos presidenciales obtienen 5% o menos de intención de voto.

A seis meses de las elecciones generales del 2021, el exalcalde de La Victoria, George Forsyth, mantiene su liderazgo en las preferencias electorales, con 19%. Su índice de intención de voto, sin embargo, bajó cuatro puntos porcentuales con respecto a setiembre, cuando obtuvo 23%.

Cabe precisar que el sondeo de El Comercio-Ipsos incluye a nuevos personajes, como el ex presidente del Consejo de Ministros Pedro Cateriano y el exministro de Salud Abel Salinas

En segundo lugar, se encuentran Daniel Urresti y Keiko Fujimori, ambos con 7%. Mientras que el primero redujo su índice de intención de voto en dos puntos con respecto al mes pasado, la lideresa de Fuerza Popular mantiene el mismo porcentaje desde hace dos meses.

Por otro lado, más de 20 posibles candidatos presidenciales alcanzaron 5% o menos de intención de voto. Con 5% cada uno, la excongresista y lideresa de Nuevo Perú, Verónika Mendoza y el líder del Partido Morado, Julio Guzmán, ocupan el tercer lugar.

César Acuña, precandidato por Alianza por el Progreso, se ubica en el cuarto lugar, con 4% de intención de voto.

Los dos precandidatos de Acción Popular, Alfredo Barnechea y Yonhy Lescano, obtuvieron un 3%. El mismo porcentaje alcanzó el economista Hernando de Soto, precandidato de Avanza País.

El expresidente Ollanta Humala, el excongresista Daniel Salaverry y el ex gobernador regional de Ica Fernando Cillóniz alcanzaron un 2% de intención de voto.

Con 1% se ubicaron Alberto Beingolea, Jonás Ataucusi, Renzo Reggiardo, Abel Salinas, Pedro Cateriano, Marco Arana y Roque Benavides.

Por último, con menos de 1 punto porcentual se encontraron Máximo San Román, Luis Enrique Gálvez, Rafael López Aliaga, Edmundo del Águila, Pedro Cenas y Rafael Santos.

14% de los encuestados indicó que votaría en blanco o viciado, mientras que 16% no precisó su respuesta.

Levantadas ya las restricciones en todo el país, Ipsos ha vuelto a efectuar su tradicional encuesta de opinión para El Comercio de manera 100% presencial, es decir, cara a cara. Las encuestas de opinión también se hacen ahora por teléfono, pero hay algunas diferencias que es preciso tener en cuenta para el análisis.

El diseño muestral en la encuesta de El Comercio-Ipsos es por etapas, para controlar bien el peso electoral de cada región. En cada etapa se siguen métodos aleatorios para asegurar la representatividad de las localidades y las viviendas seleccionadas. Las encuestas telefónicas, en cambio, se hacen en una solo etapa con selección aleatoria de números telefónicos. El riesgo de este método es que puede ocurrir que en una medición haya más entrevistados en una región de los que le correspondería en proporción a su población electoral.

El trabajo de campo también es diferente, pero confiable en ambos casos. Las encuestas cara a cara de Ipsos se aplican con encuestadores que emplean mascarillas y caretas plásticas y con un protocolo estricto para evitar el contacto físico. El encuestador emplea tablets conectadas a Internet para trasmitir de inmediato los resultados al centro de procesamiento de Ipsos y poder ser supervisado escuchando el audio de la entrevista. A su vez, la encuesta telefónica se hace desde un “call center” donde los entrevistadores también son escuchados para asegurar la calidad de su trabajo.

Una gran ventaja de las encuestas presenciales es que se pueden mostrar tarjetones con opciones de respuesta en letras grandes, lo cual es de gran ayuda cuando son muchas opciones, como en el caso de la pregunta de intención de voto. En las encuestas telefónicas hay que leer las opciones una por una, con el riesgo de que el entrevistado se olvide de alguna alternativa cuando son muchas. En cambio, una ventaja de las encuestas telefónicas es que se puede llamar de noche, mientras que las encuestas cara a cara solo se aplican de día.

Los resultados de las encuestas también pueden diferir según el diseño de la pregunta y las fechas de trabajo de campo. Por ejemplo, la encuesta del IEP divulgada ayer en “La República” se llevó a cabo entre el 13 y el 19 de octubre, mientras que la de Ipsos que publica hoy El Comercio se hizo entre el 21 y el 23 de octubre. Además, Ipsos consideró una relación más amplia de posibles candidatos.

Por el momento, lo único que se puede afirmar es que hay un precandidato puntero y luego un pelotón de 4 o 5 precandidatos con cierto respaldo. Cuando se inscriban las candidaturas y todos los candidatos logren hacerse más conocidos recién se podrá tener una medición más fina de la intención de voto. /Con información de ElComercio

Perú

Se registraron 996 nuevos casos de coronavirus en Perú.

Publicado

on

Por

El Ministerio de Salud (Minsa) informó este miercoles 22 de septiembre que se reportaron 996 nuevos casos de COVID-19, elevando el número total a 2 169 427.

La cifra de casos positivos de coronavirus en el Perú se incrementó de 2 168 431 a 2 169 427 este miércoles 22 de setiembre. Esto quiere decir que en las últimas 24 horas se registraron 996 nuevos casos.

Perú se encuentra superando la segunda ola de coronavirus y según afirmó el ministro de Salud, Hernando Cevallos: ”estamos frente a una alta posibilidad de haber iniciado la tercera ola.” La propagación de los casos se deben a las nuevas variantes del coronavirus.

La variante Delta del coronavirus, identificada por primera vez en la India y ya prevalente en el Reino Unido, ocasiona síntomas distintos a las versiones anteriores del COVID-19, según ha advertido Tim Spector, profesor de epidemiología genética de la universidad King’s College London.

La versión Delta provoca más mucosidad y dolor de garganta, pero menos tos y pérdida de olfato, según dice el experto, que dirige un estudio cuyas conclusiones todavía no han sido publicadas en una revista científica ni ha sido evaluado por pares.

Síntomas más frecuentes de la variante Delta del COVID-19

A partir de los datos recogidos por esa vía, ha divulgado una lista de las manifestaciones más habituales que provoca la variante Delta:

1. DOLOR DE CABEZA

2. DOLOR DE GARGANTA

3. SECRECIONES NASALES

4. FIEBRE

5. TOS

El epidemiólogo subraya que la tos es más infrecuente entre los infectados con la nueva variante respecto a las anteriores.

También ha descubierto, gracias a la participación ciudadana en su proyecto, que la pérdida de olfato que provocan otras variaciones del virus no aparece entre los diez síntomas más habituales con la Delta.

“La gente puede pensar que está pasando sólo un catarro estacional y continuar asistiendo a fiestas, donde pueden contagiar en torno a seis personas”, advierte Spector en un vídeo divulgado por su compañía, Zoe, y recogido por la cadena pública BBC.

Sigue leyendo

Perú

101 personas fueron dadas de alta este miércoles 22 de setiembre en Perú por covid-19.

Publicado

on

Por

El Ministerio de Salud detalla que son más de dos millones de peruanos que lograron superar el coronavirus; sin embargo, alerta en no bajar la guardia ante una posible tercera ola.

La recuperación de personas hospitalizadas por coronavirus en el Perú se incrementó de 2 143 388 a 2 144 784 este miércoles 22 de setiembre. Esto quiere decir que en las últimas 24 horas 101 fueron dados de alta. Sin embargo, es importante mantener los cuidados y vacunarse para evitar cuadros severos de COVID-19.

Perú se encuentra superando la segunda ola de coronavirus y según afirmó el ministro de Salud, Hernando Cevallos: ”estamos frente a una alta posibilidad de haber iniciado la tercera ola.” La propagación de los casos se deben a las nuevas variantes del coronavirus.

Sigue leyendo

Perú

Keiko Fujimori y Pedro Castillo se enfrentaron en último debate a días antes de las elecciones

Publicado

on

Por

Los candidatos a la Presidencia de Perú Keiko Fujimori y Pedro Castillo se enfrentaron este domingo en el segundo y último debate, donde la candidata lanzó una lluvia de propuestas de gasto público frente a su rival izquierdista, que trató de convencer apelando a su honestidad y origen humilde.

A lo largo casi tres horas de extenso debate, la hija y heredera política del ex presidente Alberto Fujimori (1990-2000) no paró de disparar propuestas económicas y tildar a Castillo de machista y “tirapiedras”, por los ataques a una comitiva fujimorista en la víspera en la sureña ciudad de Arequipa, sede del debate.

Al frente, Castillo trataba de mostrarse sereno y no respondió con la misma contundencia a su contrincante, más concentrado en remarcar las grandes desigualdades del país y presentarse como un hombre íntegro frente a Fujimori, que afronta una acusación de 30 años de prisión por presunto lavado de dinero.

El candidato del partido izquierdista Perú Libre se preocupó de desmentir varias informaciones lanzadas contra él como que va a confiscar los ahorros de las personas y volvió a negar una vez más que sea “comunista” o terrorista”.

Entre la multitud de propuestas económicas de la candidata del partido fujimorista Fuerza Popular está la subida del salario mínimo.

También insistió en otras medidas ya brindadas durante la campaña para reactivar la economía como dar créditos de 10.000 soles (unos 2.600 dólares) a emprendedores que podrán comenzar a devolverlos después de cinco años y facilidades para la creación de empresas, con exoneraciones tributarias los primeros años.

También insistió en reducir el impuesto selectivo al consumo de los combustibles, dar directamente a la población el 40 % del canon minero y un bono de 10.000 soles a las víctimas de covid-19.

En educación, Fujimori planteó construir 3.000 nuevos colegios, entregar seis millones de computadoras, subsidiar el internet en las escuelas y ampliar programas sociales las becas universitarias Beca 18, mientras que también anticipó que ampliará programas sociales como Pensión 65 y Juntos, enfocados en población vulnerable.

Para la salud prometió tener a toda la población vacunada contra el covid-19 para final de año, algo en lo que también coincidió su contrincante, así como fortalecer el primer nivel de atención sanitaria.

El momento más tenso del debate se vivió al inicio, cuando Fujimori mostró una de las piedras con la que un grupo de simpatizantes de Castillo atacó a la comitiva fujimorista, parte de los distintos episodios violentos que se han dado por parte de ambos bandos en esta polarizada campaña.

“Usted está acostumbrado a tirar piedras. Con su lenguaje y sus mensajes de odio y lucha de clases, no solo ha generado agresiones de periodistas, sino también a ciudadanos”, le recriminó a Fujimori.

“Yo no estoy para lanzar piedras, estoy aquí para lanzar propuestas”, dijo Fujimori, que aspira por tercera vez a ser la primera mujer en presidir Perú después de perder en segunda vuelta las elecciones presidenciales de 2011 y 2016.

Por su parte, Castillo planteó la universalidad de la salud, internet gratuito en las escuelas, una descentralización de universidades y acceso libre a ellas, así como ampliar el programa de pensiones público a mayores de 60 años y otros nuevos para mejorar la alimentación de la población pobre.

“Devolvámosle al país su soberanía, política, económica y social. No traigo ramilletes de promesas, pero traigo este valor de lucha que he aprendido como rondero y profesor. Sé cómo se hacen las cosas. No más pobres en un país rico”, insistía Castillo, que también propone nacionalizar recursos naturales y proteger la producción local.

El bloque del debate más consistente para el maestro fue el de corrupción, donde tímidamente recordó el legado de corrupción del expresidente Fujimori y la acusación que afronta la misma candidata.

“¿No les suena que hablar con la corrupción es sinónimo de fujimorismo?”, se preguntó Castillo, cuyo golpe le fue devuelto por Fujimori al recordarle la condena por corrupción que tiene el líder de Perú Libre, Vladimir Cerrón.

“Ellos tiemblan. Ponen paneles para llamarte ‘terruco’ (terrorista), chavista y comunista, pero hoy mismo vuelvo a decir que renunciaré a mi sueldo de presidente. Conduciré el país con un sueldo de maestro. Yo estoy aquí por el Perú. No me mueve otro interés”, añadió.

Mientras Castillo cerró el debate apelando a que es momento de darle la oportunidad a un hombre andino para que recupere la dignidad del pueblo peruano, Fujimori prometió construir “un nuevo camino” con las pruebas que les lanzaron.

Ambos candidatos llegaban al debate con una igualdad máxima, en un virtual empate técnico según los últimos sondeos publicados a una semana de las elecciones, donde más de 25 millones de peruanos están convocados a las urnas el próximo domingo 6 de junio para elegir a la persona que gobernará Perú los próximos cinco años. /Con información de Infobae

Sigue leyendo

Trending