Conecta con nosotros

Latinoamerica

Tensión en frontera entre Venezuela y Brasil con la llegada de uniformados rusos

Publicado

on

Un grupo de rusos llegó a territorio de la Gran Sabana, en el estado Bolívar, cerca a la frontera con Brasil el 9 de octubre 2020, días después de que Brasil desplegara, entre el 4 y el 23 de septiembre, la Operación Amazonas, que incluyó el lanzamiento de cohetes con alcance de hasta 80 kilómetros, a través de los nuevos lanzacohetes múltiples Astros Mk6, de fabricación local.

Habitantes de Maura, detrás del aeropuerto de Santa Elena de Uairén, capital del municipio Gran Sabana, informaron que escucharon las explosiones que causó lo que sería el arma disuasiva más poderosa que el gigante sudamericano probó en la zona fronteriza. La actividad, que involucró a las ciudades Manacapuru, Moura y Novo Airao en Amazonas, habría tenido un costo superior al millón de dólares y la participación de más de 3.500 hombres, según informó entonces el diario O Globo. Para ello Brasil empleó vehículos militares, aeronaves, balsas, piezas de artillería, sistema de lanzamiento de cohetes Astros, cañones, ametralladoras, obuses y morteros 60, 81 y 120 mm.Ejercicios militares de Brasil

Militares venezolanos han asegurado en la población venezolana que los brasileros violaron el territorio venezolano y con ello la soberanía. Lo que sí sabe, por lo que dijeron autoridades del vecino país, es que “se utilizaron diversos medios militares, como vehículos, aviones, helicópteros, embarcaciones regionales, piezas de artillería, el sistema de lanzamiento de cohetes Astros de la artillería del Ejército, cañones, ametralladoras, morteros y camiones”.

Los rusos llegaron a Santa Elena vistiendo uniforme del ejército venezolano. Los grupos de militares rusos y venezolanos se han dedicado desde que llegaron al estado Bolívar a hacer ejercicios militares. “Se la pasan disparando a los cerros, bueno eso es lo que yo he visto”, dice un habitante de Maura.

“Al pasear por el pueblo son muy misteriosos, pero aquí todos saben quienes son, desde el día que llegaron al aeropuerto. Claro, eso ha mucho miedo, porque uno no sabe en qué momento pueda pasar algo”.

Narra que “también llegó una comisión con funcionarios de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (Dgcim), pero permanece muy oculta. Parece que de verdad creen que habrá una invasión militar por esta frontera”.Uniformados rusos y venezolanos descargando insumos de las aeronaves

La operación militar brasileña, que activó la movilización de militares rusos a la frontera, recreó un escenario de guerra entre dos países imaginarios, uno que invade y otro que expulsa a quienes los invaden.

Militares que participaron en la operación organizada por Brasil lo hicieron en la frontera terrestre con Venezuela y en la triple frontera Brasil, Perú y Colombia.

Los militares extranjeros se instalaron en la 5102 Escuadrón de Caballería Motorizado, conocido como Fuerte Escamoto, que está en la vía hacia el aeropuerto. Ninguna autoridad local tiene información de qué están haciendo en ese lugar.

El sábado 17 de octubre habitantes de la Gran Sabana vieron al grupo de militares, que identifican entre rusos y venezolanos, haciendo ejercicios militares.Rusos entrenando en la Gran Sabana

Oficiales de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana le han asegurado a sus subalternos que, la visita del secretario de Estado norteamericano, Mike Pompeo, al estado de Roraima, tuvo como objetivo principal derrocar a Nicolás Maduro y que por ello se han tomado medidas de protección al territorio, lo que justifica la presencia de los militares rusos.

Las relaciones diplomáticas entre Brasil y Venezuela no son precisamente cordiales. Tampoco es la primera vez que hay tensión entre ambos países.

El primer teniente José Ángel Rodríguez Araña, quien participó en la Operación Aurora, del 22 de diciembre 2019, que consistió en el asalto a una unidad militar en el estado Bolívar, del cual se llevaron casi un centenar de armas, comunicó que, en la huida, el grupo de militares que lo acompañaron pasa a territorio de Brasil. “Nos persiguieron, en motos y helicópteros, mientras atravesábamos varias comunidades indígenas venezolanas, desde el 22 hasta el 25 de diciembre, hasta que llegamos a una pequeña comunidad indígena Matogrosso, como a dos horas de la frontera de Santa Elena de Uairén. Hasta ahí nos persiguieron”, contó.

“Nos vimos obligados a utilizar el teléfono para que nos fueran a rescatar y por eso nos ubicaron, entre el ojito que divide a Brasil de Venezuela. Mandaron comisiones con francotiradores y fuerzas especiales, montando alcabalas por toda la línea fronteriza. Eso fue el primer día”.

“El segundo día pasaron para territorio de Brasil a buscarnos; nosotros estábamos escondidos en una montaña viéndolos. Se pasaron como dos kilómetros y en toda la ruta montaron vigías, alcabalas. A los indígenas de Matogrosso los paraban, los devolvían, les hacían preguntas sobre nosotros, pero esa comunidad no sabía nada porque nosotros estábamos escondidos en la montaña”.

Explica que hacían dos llamadas por día para coordinar el rescate, pero que se movían de lugar para no ser ubicados. “El día anterior al rescate tuvimos que llamar varias veces y fue cuando llegó el helicóptero del gobernador del estado Bolívar con personal venezolano; hicieron como cinco viajes con francotiradores y fuerzas especiales”.

Al percatarse que eran demasiados funcionarios los que habían llegado, relata Araña Rodríguez, decidieron cambiar de estrategia y se dirigieron a la comunidad Matogrosso. “Les explicamos al capitán indígena lo que estaba pasando y ellos nos entendieron. Nos dieron comida. En ese momento uno de los indígenas nos avisó que el Ejército venezolano se acercaba al lugar. Los indígenas nos escondieron en una choza”.

“El ejército venezolano llegó y secuestró al capitán de esa comunidad de Brasil, amenazaron con cerrar la frontera de Venezuela con Brasil por ese extremo. A esa comunidad le queda más cerca y accesible ir en moto a comprar productos a Venezuela que dar la vuelta para Paracaima”.

“El capitán acepta entregarnos. El segundo capitán nos advierte en que debemos irnos porque el capitán viene con el ejército venezolano a entregarnos. Cuando estamos partiendo para adentrarnos a la montaña otra vez, aparecen dos helicópteros brasileños, nos rescata y hace un barrido al ejército venezolano. Nos llevaron a Boa Vista”, finaliza diciendo el primer teniente Rodríguez Araña.

De ese incidente hubo algunos cruces de declaraciones, pero Venezuela siempre negó que eso hubiese ocurrido.

Ahora militares rusos y venezolanos están en ejercicios militares en la frontera en espera de cualquier agresión proveniente de Brasil.

Cerca a la frontera con Brasil el 9 de octubre 2020, días después de que Brasil desplegara, entre el 4 y el 23 de septiembre, la Operación Amazonas, que incluyó el lanzamiento de cohetes con alcance de hasta 80 kilómetros, a través de los nuevos lanzacohetes múltiples Astros Mk6, de fabricación local.

Habitantes de Maura, detrás del aeropuerto de Santa Elena de Uairén, capital del municipio Gran Sabana, dijeron que escucharon explosiones que caussaron lo que sería el arma disuasiva más poderosa que el gigante sudamericano probó en la zona fronteriza. La actividad, que involucró a las ciudades Manacapuru, Moura y Novo Airao en Amazonas, habría tenido un costo superior al millón de dólares y la participación de más de 3.500 hombres, según informó entonces el diario O Globo. Para ello Brasil empleó vehículos militares, aeronaves, balsas, piezas de artillería, sistema de lanzamiento de cohetes Astros, cañones, ametralladoras, obuses y morteros 60, 81 y 120 mm.

Militares venezolanos han asegurado en la población venezolana que los brasileros violaron el territorio venezolano y con ello la soberanía. Lo que sí sabe, por lo que dijeron autoridades del vecino país, es que “se utilizaron diversos medios militares, como vehículos, aviones, helicópteros, embarcaciones regionales, piezas de artillería, el sistema de lanzamiento de cohetes Astros de la artillería del Ejército, cañones, ametralladoras, morteros y camiones”.

Los rusos llegaron a Santa Elena vistiendo uniforme del ejército venezolano. Los grupos de militares rusos y venezolanos se han dedicado desde que llegaron al estado Bolívar a hacer ejercicios militares. “Se la pasan disparando a los cerros, bueno eso es lo que yo he visto”, dice un habitante de Maura.

“A pasear por el pueblo son muy misteriosos, pero aquí todos saben quienes son, desde el día que llegaron al aeropuerto. Claro, eso ha mucho miedo, porque uno no sabe en qué momento pueda pasar algo”.

Narra que “también llegó una comisión con funcionarios de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (Dgcim), pero permanece muy oculta. Parece que de verdad creen que habrá una invasión militar por esta frontera”.

La operación militar brasileña, que activó la movilización de militares rusos a la frontera, recreó un escenario de guerra entre dos países imaginarios, uno que invade y otro que expulsa a quienes los invaden.

Militares que participaron en la operación organizada por Brasil lo hicieron en la frontera terrestre con Venezuela y en la triple frontera Brasil, Perú y Colombia.

Los militares extranjeros se instalaron en la 5102 Escuadrón de Caballería Motorizado, conocido como Fuerte Escamoto, que está en la vía hacia el aeropuerto. Ninguna autoridad local tiene información de qué están haciendo en ese lugar.

El sábado 17 de octubre habitantes de la Gran Sabana vieron al grupo de militares, que identifican entre rusos y venezolanos, haciendo ejercicios militares.Rusos entrenando en la Gran Sabana

Oficiales de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana le han asegurado a sus subalternos que, la visita del secretario de Estado norteamericano, Mike Pompeo, al estado de Roraima, tuvo como objetivo principal derrocar a Nicolás Maduro y que por ello se han tomado medidas de protección al territorio, lo que justifica la presencia de los militares rusos.

Las relaciones diplomáticas entre Brasil y Venezuela no son precisamente cordiales. Tampoco es la primera vez que hay tensión entre ambos países.

El primer teniente José Ángel Rodríguez Araña, quien participó en la Operación Aurora, del 22 de diciembre 2019, que consistió en el asalto a una unidad militar en el estado Bolívar, del cual se llevaron casi un centenar de armas, le dice a Infobae que, en la huida, el grupo de militares que lo acompañaron pasa a territorio de Brasil. “Nos persiguieron, en motos y helicópteros, mientras atravesábamos varias comunidades indígenas venezolanas, desde el 22 hasta el 25 de diciembre, hasta que llegamos a una pequeña comunidad indígena Matogrosso, como a dos horas de la frontera de Santa Elena de Uairén. Hasta ahí nos persiguieron”, contó.

“Nos vimos obligados a utilizar el teléfono, con línea Movilnet, para que nos fueran a rescatar y por eso nos ubicaron, entre el ojito que divide a Brasil de Venezuela. Mandaron comisiones con francotiradores y fuerzas especiales, montando alcabalas por toda la línea fronteriza. Eso fue el primer día”.

“El segundo día pasaron para territorio de Brasil a buscarnos; nosotros estábamos escondidos en una montaña viéndolos. Se pasaron como dos kilómetros y en toda la ruta montaron vigías, alcabalas. A los indígenas de Matogrosso los paraban, los devolvían, les hacían preguntas sobre nosotros, pero esa comunidad no sabía nada porque nosotros estábamos escondidos en la montaña”.

Explica que hacían dos llamadas por día para coordinar el rescate, pero que se movían de lugar para no ser ubicados. “El día anterior al rescate tuvimos que llamar varias veces y fue cuando llegó el helicóptero del gobernador del estado Bolívar con personal venezolano; hicieron como cinco viajes con francotiradores y fuerzas especiales”.

Al percatarse que era demasiado funcionario lo que había llegado, relata Araña Rodríguez, decidieron cambiar de estrategia y se dirigieron a la comunidad Matogrosso. “Les explicamos al capitán indígena lo que estaba pasando y ellos nos entendieron. Nos dieron comida. En ese momento uno de los indígenas nos avisó que el Ejército venezolano se acercaba al lugar. Los indígenas nos escondieron en una choza”.

“El ejército venezolano llegó y secuestró al capitán de esa comunidad de Brasil, amenazaron con cerrar la frontera de Venezuela con Brasil por ese extremo. A esa comunidad le queda más cerca y accesible ir en moto a comprar productos a Venezuela que dar la vuelta para Paracaima”.

“El capitán acepta entregarnos. El segundo capitán nos advierte en que debemos irnos porque el capitán viene con el ejército venezolano a entregarnos. Cuando estamos partiendo para adentrarnos a la montaña otra vez, aparecen dos helicópteros brasileños, nos rescata y le hace un barrido al ejército venezolano. Nos llevaron a Boa Vista”, finaliza diciendo el primer teniente Rodríguez Araña.

De ese incidente hubo algunos cruces de declaraciones, pero Venezuela siempre negó que eso hubiese ocurrido.

Ahora militares rusos y venezolanos están en ejercicios militares en la frontera en espera de cualquier agresión proveniente de Brasil. /Con información de Infobae

Sigue leyendo
Publicidad
Click para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Perú

Al desbordarse un río en Perú el pueblo de Machu Picchu quedó inundado

Publicado

on

Las intensas lluvias registradas en la región andina de Cusco (Perú) provocaron este viernes el desborde del río Alcamayo, que cubrió de piedras y lodo las calles del pueblo de Machu Picchu, ubicado en la parte baja de las montañas donde se encuentra la turística ciudadela inca.

Autoridades peruanas alertaron a través de Twitter que los vecinos del pueblo reportaron al menos cinco personas desaparecidas, aunque esto aún es evaluado por el Centro de Operaciones de Emergencia Nacional (COEN).

Fotos: Emergencia en Machu Picchu | Internacional | EL PAÍS

El aluvión ocurrió a las 6:05 hora local (11.05 GMT), cuando el caudal del río Alcamayo aumentó considerablemente por las lluvias registradas durante la noche del jueves.

Esto ocasionó un huaico (deslizamiento) que alcanzó el pueblo al que miles de turistas acuden antes de subir al parque arqueológico de Machu Picchu.

Fotos: Emergencia en Machu Picchu | Internacional | EL PAÍS

Machu Picchu entre tierra, piedras y escombros

El deslizamiento arrastró una gran masa de tierra, piedras y escombros. Finalmente llegó hasta el río Vilcanota, sobre cuyas riberas se extiende el pueblo de Machu Picchu.

Imágenes difundidas en las redes sociales muestran cómo el lodo invadió las calles del pueblo, los primeros pisos de varias viviendas, hoteles y restaurantes. Así como las vías férreas que movilizan a los turistas hacia la ciudadela inca.

Cusco: distrito de Machu Picchu activa el sistema de alerta por crecida de  ríos | nnpp | PERU | EL COMERCIO PERÚ

Mientras se evalúan las afectaciones en las vías y en la estación de tren del distrito de Machu Picchu, las operaciones quedaron suspendidas, según informó la empresa PeruRail en un comunicado, en el que aseguró que la emergencia no dejó heridos entre sus pasajeros y trabajadores.

El pueblo de Machu Picchu queda inundado tras desbordarse un río en Perú |  Proceso Digital

Hasta el lugar de los hechos se desplazaron brigadistas del COEN para verificar los daños generados por el aluvión y apoyar en el desplazamiento de la población damnificada a zonas seguras, informó el Ministerio de Salud.

En las próximas horas se espera que la Municipalidad de Machu Picchu emita un comunicado con el reporte de los daños personales y materiales ocasionados por la emergencia.

Preliminarmente, las autoridades municipales han advertido que el pueblo ha quedado sin suministro eléctrico y también se ha caído la red de telefonía móvil de Movistar

Sigue leyendo

Perú

Policía en Perú ataco a un delivery venezolano

Publicado

on

“Ustedes han venido a joder al país”

Un vídeo en el que se muestra cómo un venezolano que trabaja como delivery en Perú es insultado por un policía de dicho país, ha causado revuelo e indignación en las redes sociales.

Durante el metraje el funcionario de la PNP le hace comentarios ofensivos al venezolano que han sido considerados como xenófobos, ya que sin ningún motivo acusa a todos aquellos venezolanos que han llegado a las tierras peruanas en búsqueda de nuevas oportunidades, de haber ido a «joder» al país.

«Ustedes han venido a joder al país… Son los que más nos dan trabajo a nosotros.» expresó el policía.

De la misma manera, la Defensoría del Pueblo de Perú se pronunció tras el video viral. «Rechazamos las expresiones discriminatorias que estigmatizan y criminalizan a personas extranjeras en el país. Ante la difusión de un video en el que se aprecia a un efectivo policial en servicio agredir verbalmente a una migrante, exhortamos a la Policía de Perú a adoptar acciones», indicó.

Sigue leyendo

Colombia

Un atentado terrorista entre la frontera de Colombia y Venezuela con saldo de 1 fallecido y cuatros heridos por coche bomba

Publicado

on

Un atentado con coche bomba dejó un fallecido y al menos cuatro heridos frente a un complejo de sedes oficiales y de derechos humanos en Saravena, un municipio colombiano limítrofe con Venezuela donde el Ejército neogranadino desplegó tropas recientemente, informaron ayer autoridades.

El ataque se produjo antes de la medianoche del miércoles y fue perpetrado por guerrilleros que se marginaron del acuerdo de paz con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), según un comunicado del mando militar, destacó AFP.

El vehículo estalló frente a edificios oficiales y una sede de derechos humanos, donde más temprano se había llevado a cabo una reunión de líderes sociales.

La explosión mató a un vigilante e hirió a cuatro personas más, que fueron llevadas al hospital de Saravena.

El atentado “también afectó varios establecimientos comerciales, cuyos propietarios hoy evaluarán el monto de las pérdidas económicas”, agregó el ejército.

Entre las instalaciones dañadas están las de dos medios de comunicación, Trochando sin Fronteras y Sarare Estéreo.

“Los periodistas nos reportaron daños en antenas y equipos”, señaló la Fundación para la Libertad de Prensa en un mensaje por redes sociales.

Por su parte, el responsable de derechos humanos de Saravena, José Luis Lazo, denunció que un jefe rebelde de la disidencia había dado la orden de atacar a los activistas de derechos humanos en el departamento de Arauca, en cuya jurisdicción está Saravena.

Alias Antonio Medina, del llamado Frente 28, mediante un audio de WhatsApp, ordenó “el homicidio de líderes comunales, defensores de derechos humanos y personas de empresas comunitarias de transporte y servicios públicos”, comentó el funcionario en entrevista con W Radio.

Sin embargo, no precisó las motivaciones de los guerrilleros.

La zona fronteriza con Venezuela es uno de los mayores focos de la violencia que siguió al pacto de paz de 2016 en Colombia.

Aunque el grueso de los rebeldes de las FARC se desmovilizó, quedaron activas disidencias sin mando unificado que se disputan el control territorial con organizaciones como el Ejército de Liberación Nacional (ELN), la última guerrilla activa en Colombia.

A inicios de año, los dos grupos se enfrentaron en varios municipios de Arauca. Casi 30 personas murieron y cientos resultaron desplazados huyendo de los choques, según cifras oficiales colombianas.

Desde entonces el gobierno ha desplegado a unos 1.300 soldados que se unieron a los más de 5.600 efectivos que ya operaban en la zona.

Sigue leyendo

Trending