Conecta con nosotros

Internacional

Turquía afirmó que algunos opositores venezolanos dialogaron con la dictadura de Maduro para elecciones parlamentarias

Publicado

on

Mientras gran parte de la oposición ya adelantó que no participará de las elecciones parlamentarias convocadas en Venezuela por la dictadura de Nicolás Maduro al considerarlas fraudulentas, dos líderes de la oposición venezolana de alto perfil están en conversaciones con el régimen chavista para participar en los comicios para renovar la Asamblea Nacional (AN).

Así lo afirmó el canciller turco Mevlut Cavusoglu, quien en una conferencia de prensa dijo que Henrique Capriles y Stalin González hablaron con funcionarios turcos para que se garantice la presencia de observadores internacionales en la votación, algo a lo que Maduro accedió.

El pasado viernes Capriles, quien se encuentra inhabilitado para ejercer cargos públicos, fue uno de los primeros en divulgar la noticia de que el diputado Juan Requesens había sido liberado.

Las declaraciones del jefe de la diplomacia turca tienen lugar un día después de que la dictadura de Maduro anunciara el lunes el “indulto” a más de un centenar de opositores venezolanos, entre ellos diputados en el exilio, presos políticos, y colaboradores del jefe parlamentario Juan Guaidó, quien es reconocido por más de 50 países como presidente interino de Venezuela.

Este anuncio provocó varios interrogantes sobre cuál es la intención del régimen con esta maniobra. Una de las especulaciones es que la decisión esté relacionada con un acuerdo con la Unión Europea para una potencial participación de Henrique Capriles en las legislativas de diciembre.

El alto representante de la Unión Europea para la Política Exterior, Josep Borrell, calificó este martes como una “buena noticia” la excarcelación de 110 presos indultados en Venezuela. “La excarcelación de un considerable número de presos políticos y diputados perseguidos en Venezuela es una buena noticia y una condición sine qua non para seguir avanzando en la organización de unas elecciones libres, inclusivas y transparentes”, escribió el diplomático en su cuenta de la red social Twitter. Mensaje que luego fue compartido por Capriles.

Juan Guaidó aseveró el lunes que Maduro otorgó los indultos en un intento por “legitimar” los comicios parlamentarios. “Ha pasado antes: los liberan para tratar de legitimar las maniobras del momento. Y, esta vez, quieren legitimar una farsa. Una farsa que está derrotada a nivel legal, político, popular e internacional”, expresó el presidente interino sobre las venideras elecciones. “Es una trampa y no vamos a caer”, añadió en una reiteración al llamado que hiciera a boicotear el evento.

En línea con lo expresado por Guaidó se manifestaron la mayoría de los indultados, quienes aclararon que además de no reconocer a Maduro como presidente del país, no existen condenas en su contra como para recibir un indulto.

El ministro de Comunicación del régimen, Jorge Rodríguez, fue el encargado de anunciar los indultos el lunes durante una rueda de prensa. Entre ellos se encuentran Freddy Guevara, Mariela Magallanes, Freddy Superlano, José Guerra, Tomas Guanipa, Carlos Lozano, Carlos Lozano, Juan Andrés Mejía, Miguel Pizarro, Simon Calzadilla, Henry Ramos, Gilber Caro, Renzo Prieto y Vasco Da Costa.

La lista de funcionarios opositores indultados incluye también los siguientes nombres: Américo De Grazia, Richard Blanco, Jorge Millán, José Guerra, Tomás Guanipa, Luis Stefanelli, Carlos Paparoni, Aristimuño Miguel, José Marulanda, Rubén Darío Rojas, Arcas Roldan Vicent José, Isabel Moncada, Moreno Nelly, Roberto Marrero, Toro Wilmer, José Daniel Hernández, Rafael Guzmán, Franco Casella, Juan Pablo García, Winston Flores, Ramos Allup, Edgar Zambrano, Luis Florido. /Con información de Infobae

Sigue leyendo
Click para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Latinoamerica

Fiscalía Chilena investigará ataque contra migrantes venezolanos

Publicado

on

Por

La Fiscalía chilena abrió una investigación por el violento ataque a migrantes venezolanos indocumentados, cuyas precarias pertenencias fueron quemadas el sábado en la ciudad de Iquique (norte) por un grupo de manifestantes, en un hecho que fue condenado por UNICEF y ACNUR.

La fiscalía anunció la investigación un día después de la manifestación que congregó a unas 3.000 personas que, con banderas chilenas y carteles con lemas antimigración, protestaban en contra en la creciente llegada de migrantes a la ciudad.

En medio de gritos xenófobos, un grupo quemó las pertenencias de migrantes que acampaban en las calles de Iquique y que la Policía evitó fueran golpeados por la turba.

Sigue leyendo

Latinoamerica

Chile:”¡Fuera ilegales!”: Gran marcha en Iquique contra la migración

Publicado

on

Por

Unas tres mil personas marcharon este sábado contra la migración indocumentada en la ciudad de Iquique, norte de Chile, un día después del violento desalojo de una plaza donde numerosas personas, en su gran mayoría venezolanos con niños, dormían en carpas.

En un clima de abierto rechazo al inmigrante venezolano, los manifestantes cantaron un himno de la ciudad y alzaron banderas chilenas, así como la Whiphala, un pabellón colorido de pueblos originarios andinos.

También cantaron y pusieron en pancartas lemas como: “No más Inmigracion ilegal” y “Chile es una república que se respeta”.

Desde la Plaza Prat, en el casco histórico de Iquique, los manifestantes continuaron unas 10 cuadras hacia la playa sobre el Pacífico, donde los carabineros tuvieron que controlar escaramuzas aisladas provocadas por residentes chilenos que se acercaron a agredir a venezolanos en situación de calle.

Otros manifestantes radicales se dirigieron a un pequeño campamento de migrantes venezolanos -que no estaban en el lugar- y quemaron en una barricada sus pocas pertenencias: carpas, colchones, bolsos, cobijas, juguetes.

“Yo soy nacido, criado y malcriado en Iquique y siempre he vivido en esta zona del norte y esto que estamos viviendo es terrible, porque el problema es que en Venezuela han abierto sus cárceles y parte de esa gente ha llegado a Chile”, dijo Veliz Rifo, un agricultor de 48 años de La Tirana, un pueblo en una suerte de oasis en el desierto 72 km al este de Iquique, al hacerse eco de un rumor falso.

Chilenos protestan contra la migración ilegal en Iquique, Chile, el 25 de septiembre de 2021 MARTIN BERNETTI AFP

“Lo peor es que este gobierno de Chile ha dejado que esto crezca y los que han llegado no son refugiados políticos ni inmigrantes que aportan con su trabajo, aquí han llegado muchos delincuentes”, agregó al lamentar, como muchos de los manifestantes, el aumento de los asentamientos que levantan inmigrantes con casas de cartón y hojalata en las afueras de este puerto a casi 2.000 km de Santiago.

Otros manifestantes pedían a los más violentos que respetaran la acción pacífica, mientras en los restaurantes del casco histórico los meseros venezolanos y comensales chilenos veían desde lejos algo que calificaron como “triste”.

“Ni todos los venezolanos roban, ni todos los chilenos nos odian”, reían en una mesa del Café Francesco de la Plaza Prat.

– “Mala gestión” –

La manifestación ocurre un día después del desalojo en la Plaza Brasil, donde desde hace un año pernoctan los migrantes más pobres y sin papeles que no logran llegar a Santiago y sobreviven vendiendo dulces, pidiendo limosna o limpiando vidrios en los semáforos de la ciudad.

En el operativo policial, repudiado por autoridades locales y organismos humanitarios, desapareció por más de 24 horas Jeremy, un niño venezolano de 4 años que el sábado en la mañana era buscado por carabineros, que mostraban sus fotos a los transeúntes en la playa. Finalmente el pequeño fue hallado.

Manifestantes radicales quemaron las pocas pertenencias de un grupo de migrantes venezolanos, que no estaban en el lugar, al norte de Chile MARTIN BERNETTI AFP

“Menos mal encontraron al niño, pero esto resume la mala gestión de todo este drama humanitario, el gobierno cree que esto es solo deportar a algunos y desalojarlos de una plaza”, se quejó Franklin Pérez, administrador de un edificio en el centro de Iquique.

El gobernador de región Tarapacá, José Miguel Carvajal, responsabilizó de la crisis migratoria en el norte chileno al gobierno del presidente Sebastián Piñera, al quejarse que ni él ni el alcalde de la ciudad fueron alertados del desalojo del viernes que alentó el rechazo de una parte de la población.

“Las 100 familias en la Plaza Brasil, hoy día (sábado) estaban deambulando en distinto espacios públicos; están reubicándose con amigos, cercanos, con los cuales se están yendo a alojar nuevamente con carpas a las playas de Iquique, y otros están movilizándose a tomas (asentamientos) de Alto Hospicio”, la zona industrial en las afueras de Iquique.

La colectividad venezolana es la más numerosa en Chile, con más de 400.000 personas, aunque se estima una fecha mucho mayor ante el aumento de ingresos por pasos clandestinos desde 2020, cuando Chile cerró sus fronteras por la pandemia.

Migrantes venezolanos sitiados por manifestantes chilenos que protestan contra su presencia en Iquique, al norte de Chile, el 25 de septiembre de 2021
Migrantes venezolanos sitiados por manifestantes chilenos que protestan contra su presencia en Iquique, al norte de Chile, el 25 de septiembre de 2021 MARTIN BERNETTI AFP

Además, el gobierno chileno dio un giro a su política de solidaridad migratoria con los venezolanos, defendida por el presidente Piñera en 2018, incluso ofreciendo unas visas exclusivas para que los venezolanos “tuvieran oportunidades en Chile”.

Desde entonces se redujo drásticamente la aprobación de cualquier visa para quienes viajaran desde Venezuela, luego vino el cierre de fronteras por la pandemia y muchos venezolanos han empezado a llegar tras vivir unos años en Colombia, Ecuador y Perú.

Los ingresos de personas a Chile por pasos clandestinos suman 23.673 hasta julio, casi 7.000 más que en todo el año pasado, según el informe del Servicio Jesuita a Migrantes (SJM) del mes de septiembre.

Sigue leyendo

Internacional

Grandes corporaciones inician operaciones petroleras en Guyana lo que puede generar conflictos por el Esequibo

Publicado

on

Por

Schlumberger, Halliburton y Baker Hughes son parte de un número creciente de empresas que operan en la industria del petróleo y el gas de Guyana que están trasladando más operaciones de suministro desde Trinidad y Tobago y otros lugares al país sudamericano, a medida que aumenta la capacidad local para ejecutar proyectos.

ExxonMobil Guyana dijo en una actualización de actividades el jueves que todos sus principales contratistas internacionales tienen presencia en el nuevo país productor de petróleo y han estado «trasladando constantemente las actividades de Trinidad y Tobago y otros lugares del mundo a Guyana», según un reporte del portal World Energy Trade.

Por ejemplo, las tres principales empresas de servicios de perforación: Schlumberger, Halliburton y Baker Hughes, también han construido importantes instalaciones de apoyo en Guyana, dijo ExxonMobil.

«Creemos realmente que es el enfoque sostenible correcto, el más eficiente para el negocio y, por supuesto, en última instancia, es la respuesta correcta para el país y para que la gente del país sienta que forma parte de ese desarrollo y que, en última instancia, se beneficie del desarrollo de los recursos», dijo el presidente de ExxonMobil Guyana, Alistair Routledge.

Routledge visitó recientemente las instalaciones locales de Saipem y TechnipFMC donde se están ejecutando y planificando servicios clave, todo ello con la intención de utilizar mano de obra local.Halliburton confirmó que está en vías de prestar casi el 100% de los servicios locales en Guyana a finales de año.

El director general de Saipem Guyana Inc., Thuranthiran Nadarajah, dice que la empresa ha desarrollado y está aplicando un plan de contenido local como parte de sus contratos existentes con Exxon Mobil Guyana.

«El objetivo de Saipem es tener un crecimiento sostenible adecuado en Guyana. Hemos completado Liza 1, estamos en proceso de completar Liza 2 y estamos trabajando en Payara. En este proceso, también hemos desarrollado nuestras propias instalaciones de fabricación para poder traer a Guyana la tecnología de alta gama para la fabricación de saltos», dijo.

Recientemente trabajadores guyaneses ensamblaron enormes jumpers submarinos para el desarrollo de la fase 2 de Liza en las instalaciones de construcción offshore de Saipem, una tarea que antes se realizaba en Trinidad.

La mano de obra local se proporcionó a través de una empresa conjunta entre Guyana Oil and Gas Support Services (GOGSSI) y Trinidad Offshore Fabricators Company (TOFCO).

«Este es el comienzo de una gran industria de fabricación en Guyana», dijo Nadarajah. «Esto demuestra que Guyana puede construir su propia estructura para este campo con la orientación de Saipem».

Mientras tanto, Exxon trasladará casi todo el trabajo de suministro de Trinidad y Tobago a Guyana para 2022.

Con tres proyectos sancionados, Liza Fase 1, Liza Fase 2 y Payara, Exxon ve el potencial de hasta 10 FPSO para desarrollar la estimación actual de recursos de más de 9.000 millones de barriles de petróleo equivalente en el bloque Stabroek.

– Implicaciones geopolíticas –

Guyana mantiene una histórica disputa con Venezuela por el territorio Esequibo, cuya reclamación tiene amplio consenso político en Caracas; sin embargo, la entrada de grandes corporaciones petroleras, aunque no se diga expresamente, refuerza el poder geopolítico guyanés y le da armas para radicalizar su postura.

El gobierno de Guyana ha decidido abandonar la negociación directa con Venezuela y se atiene a una decisión pendiente de la Corte Internacional de Justicia, que se declaró competente para resolver la materia en 2020, pero cuya jurisdicción es desconocida por Venezuela.

Guyana, además, cuenta con el respaldo de la Caricom -la comunidad de estados caribeños- de Estados Unidos y Reino Unido.

Lo cierto es que la controversia territorial se mantuvo en el congelador hasta 2015 cuando Exxon Mobil anunció descubrimientos de reservas de crudo potencialmente explotables frente a las costas del país, lo que encendió las alarmas del gobierno antiestadounidense de Venezuela que reavivó la reclamación.

Aprovechando los problemas internacionales del gobierno de Nicolás Maduro, el presidente guyanés Mohamed Irfaan Ali denunció las «constantes amenazas» a la integridad territorial de su país ante la Organización de Naciones Unidas (ONU).

Irfaan dijo ante la Asamblea General de la ONU que en el futuro su país «reiniciará las relaciones internacionales frenando la avaricia territorial y adoptando la cooperación pacífica».

«En este sentido, queremos llamar la atención sobre las continuas amenazas abiertas contra la integridad territorial y soberanía por parte de la República Bolivariana de Venezuela».

En ese contexto internacional, el mandatario guyanés denunció el acuerdo entre el gobierno y la oposición de Venezuela para defender la soberanía sobre el Esequibo. «Guyana no puede ser usada como un altar de sacrificios para lograr un acuerdo en las diferencias políticas internas de Venezuela».

El ejecutivo venezolano acusó de «mala fe» al presidente de Guyana y dijo en un comunicado que su discurso estaba lleno de «tergiversaciones».

«La línea argumentativa que esgrime Guyana, desde 2015, es directamente proporcional a la seducción e injerencia de la Exxon Mobil y otras transnacionales», advirtió el gobierno de Maduro.

Fuente: Banca y Negocios

Sigue leyendo

Trending