Huracán Dorian alcanzó la categoría 5 y golpea a Bahamas con “condiciones catastróficas”

0
290

El huracán Dorian arribó a categoría 5 con vientos de 160 millas por hora (casi 260 km/h), informó el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos (CNH). El fenómeno está a punto de golpear Islas Ábaco en Las Bahamas.

Esta categoría es la más letal de todas. Podría provocar daños importantes en viviendas, edificios industriales y otro tipo de inmuebles pequeños, además de inundaciones.

11.00 (15 GMT): Las vientos sostenidos del huracán son de 290 kilómetros por hora, según el boletín del CNH.

“El ojo del huracán afectará las Islas Ábaco durante las próximas horas. REFÚGIENSE AHORA, ES UNA SITUACIÓN EXTREMADAMENTE PELIGROSA”, indicó el reporte, que destacó a Dorian como el más fuerte de la historia moderna para el noreste de Bahamas. Las ráfagas alcanzan los 350 kilómetros por hora.

10.55 (14.55 GMT): El presidente Donald Trump advirtió que además de Florida, también Carolina del Sur, Carolina del Norte, Georgia y Alabama probablemente “serán impactadas con (mucha) más fuerza de la anticipada”, y señaló que Dorian se ve como “uno de los huracanes más grandes de la historia”.

10.20 (14.20 GMT): Las autoridades elevaron los registros: los vientos sostenidos del huracán alcanzan los 280 kilómetros por hora.

10.15 (14.15 GMT): Por primera vez en la historia registrada, el Atlántico presenta cuatro años seguidos con huracanes de categoría 5: (Matthew en 2016, Irma y Maria en 2017, Michael en 2018)

Se espera que este domingo se presenten marejadas ciclónicas potencialmente mortales, vientos huracanados “devastadores” y lluvias torrenciales. Los efectos durarían hasta el lunes, informó el  CNH el domingo por la mañana.

Las zonas más vulnerables ante la llegada de Dorian a Las Bahamas son Islas Ábaco, que tiene una población de 13.000 habitantes en una superficie de 1.678 kilómetros. Y la Gran Bahama, que se encuentra a 90 kilómetros de la costa de Florida y tiene una habitación de aproximadamente 75.900 habitantes; mide 1.373 kilómetros cuadrados. Ambas se se encuentran al norte del archipiélago. La alerta por huracán está vigente para los dos sectores.

Hubert Minnis, primer ministro del país caribeño, el viernes pasado solicitó a la población que aún se encontraba en las zonas peligrosas, que se alejen y busquen refugio “Quienes se niegan a evacuar se encuentran en un gran peligro… no pongan su vida y la de sus seres queridos en un riesgo innecesario“, dijo.

El día de hoy por la mañana informó que en las islas ya se experimentan vientos con fuerza de tormenta tropical y que su intensidad irá aumentando a medida que Dorian se acerca al territorio, hasta que alcancen la fuerza de corrientes de aire de huracán; “rezando por la seguridad de todos“, escribió.

La oficina del primer ministro de Bahamas informó que la mayor intensidad de la tormenta se presentará en el territorio alrededor de las 11 de la mañana, y que el ojo del huracán pasará por Treasure Cay en Ábaco, a las seis de la tarde.

Las evacuaciones fueron voluntarias, pero el gobierno presionó para que se realizaran. Las autoridades y voluntarios ayudaron a personas a salir de la zona a través de mar y tierra, y ofrecieron tarifas con descuento a las personas que decidieran abandonar el sector más peligroso a través de vuelos. Se ordenó el cierre de escuelas y oficinas.

Desde la madrugada del domingo los habitantes de las islas han publicado en redes sociales videos de la llegada de vientos y lluvias de tormenta tropical, además del incremento en la marea. Play

Mientras tanto, Florida también cuenta con una advertencia de tormenta tropical, principalmente en la costa este del estado. El CNH informó que se pronostica que Dorian disminuya su velocidad y gire hacia el norte a medida que se acerca a la orilla. Se espera que a mediados de la semana aún se puedan presentar marejadas ciclónicas potencialmente mortales y vientos con gran fuerza.

Los habitantes de la entidad de Estados Unidos deberían tener listos sus protocolos de emergencia, conocer los lugares a los que puede evacuar y atender a las indicaciones de las autoridades, instruyó el CNH.

Las costas de Georgia, Carolina del Sur y del Norte también sufren un riesgo creciente de fuertes vientos y tormentas peligrosas a finales de esta semana, probablemente el jueves.

En el resto de territorio estadounidense le esperan lluvias torrenciales que podrían producir inundaciones en las costas del sudeste y las regiones bajas del Atlántico hasta el próximo fin de semana.

El fenómeno meteorológico alcanzó la categoría 4 el sábado 31 de septiembre en las aguas del Atlántico. Los vientos máximos sostenidos llegaron una velocidad de 220 kilómetros por hora. /Infobae

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here